"Turquía desempeña ahora el mismo rol que Alemania con Hitler en el poder"

Así lo afirmó David Babayan, Ministro de Relaciones Exteriores de Artsaj (Karabaj).

Redacción NOR SEVAN


Una vez más, es el Canciller de Artsaj quien correctamente pone la lupa sobre el rol de Turquía en la región. La participación activa del Estado turco en la guerra del año pasado contra el pueblo de Artsaj no obedeció simplemente a la "tradicional hermandad entre turcos y azerbaiyanos", sino más bien al resurgimiento del proyecto panturquista de conquista y dominación.


Desde fines del siglo 19 y hasta la creación de la república, armenios, asirios, árabes y griegos fueron las principales víctimas del terrorismo de Estado turco. Luego, a lo que sobrevivió de estos pueblos se sumaron otras nuevas víctimas, como los kurdos y los yezidis.


El ejército otomano-turco, dirigido y supervisado por los militares alemanes, con la complicidad de británicos y norteamericanos, y "protegido" por el movimiento sionista internacional, puso en práctica un programa genocida que significó el vaciamiento de la Anatolia de sus pueblos originarios, el saqueo de sus bienes personales y la destrucción del patrimonio histórico y cultural de distintas nacionalidades que habitaron históricamente la región.


A pesar del genocidio, las matanzas sistemáticas, la opresión y la represión, esos pueblos originarios del Cáucaso y la Anatolia lograron perdurar y no sólo superar el peligro de ser extinguidos, sino que se reorganizaron y renacieron, ya sea en sus Estados Nacionales o formando parte de Estados Plurinacionales y Federados, como lo fue la URSS.

Hoy, a falta de la Unión Soviética y de proyectos regionales que unan a los distintos pueblos, el imperialismo, el panturquismo y el sionismo volvieron a tener protagonismo. Y como venimos viéndolo -y advirtiéndolo- desde hace tres décadas, los pueblos de la región vuelven a estar sometidos y a ser víctimas de estos tres proyectos de dominación y saqueo, antagónicos por algunas de sus particularidades, pero coincidentes en su esencia genocida.


El 26 de octubre, el autoproclamado sultán Recep Tayyip Erdogan realizó su tercera visita a Azerbaiyán en lo que va de este año. Lo acompañaron el ministro de Relaciones Exteriores de Turquía, Mevlüt Çavuşoğlu, y el ministro de Defensa Hulusi Akar. Erdogan fue recibido con una ceremonia oficial por el presidente Ilham Aliyev y juntos cortaron la cinta de apertura del nuevo Aeropuerto Internacional construido en Varanda (Fizuli). Recorrieron las nuevas instalaciones y juntos colocaron las piedras fundamentales de la ruta Varanda-Shushí (Fizuli-Shusha) y del futuro Campus Agrícola Inteligente.


Bakú considera la terminal de Varanda (Fizuli), que tuvo un costo estimado en cien millones de dólares, "la puerta aérea" a Nagorno Karabaj. El aeropuerto, que recibió el código FZL de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATTA), fue construido en solo diez meses, está dotado de modernos equipos de navegación y en su pista de 3.000 metros de longitud y 60 de ancho pueden aterrizar todo tipo de aviones.


"El componente del transporte en el conflicto Azerbaiyán-Karabaj juega un papel muy importante. La alianza azerbaiyana-turca crea condiciones muy graves para la escalada de la situación en la región. Este conflicto debe ser considerado en un contexto mucho más amplio, ya que afecta a toda la región. Azerbaiyán y Turquía están tratando de crear una cabeza de playa para lograr una expansión geopolítica en diferentes direcciones. Y lo más probable es que los denominados proyectos de transporte estén dirigidos a terceros países. Ya hemos puntualizado sus objetivos y denunciado que se está intentando rodear la misión rusa de mantenimiento de la paz en Artsaj, además de crear amenazas permanentes contra Irán y contra nuestra seguridad", subrayó Babayan.


El Canciller de Artsaj, si bien no enfrenta públicamente a las autoridades de Armenia, deja en claro a través de sus declaraciones las importantes diferencias políticas respecto de esta cuestión que mantiene no sólo con el gobierno de Pashinian, sino también con varios de los sectores internos considerados de oposición y con distintos actores regionales e internacionales.


"La comunidad mundial no parece percibir la amenaza que representa Turquía", afirmó Babayan, para quien "todo esto es muy parecido a lo que sucedió en Alemania en los años 30 del siglo pasado". Según él, Alemania emprendió la expansión hacia Austria y Turquía lo hace hacia Siria, Irak, toma parte de Chipre, se mete en el Cáucaso. "Este proceso representa una amenaza particular para el sistema de seguridad regional e incluso mundial. Porque Turquía ahora ha comenzado a desempeñar el papel de Alemania después de que Hitler llegó al poder. No es casualidad que el mismo Erdogan considere a Hitler su héroe e inspirador ideológico. ¿Ven cuántos paralelos hay? Y dado que hay paralelos, entonces el escenario puede ser similar", enfatizó el ministro David Babayan.

SUMATE A NUESTRO CANAL DE TELEGRAM

RECIBÍ EL NEWSLETTER

Te escribimos correos una vez por semana para informarte sobre las noticias de la comunidad, Armenia

y el Cáucaso con contexto y análisis.

eNTRADAS MÁS RECIENTES

Si llegaste hasta acá...

Es porque te interesa la información con análisis y contexto. NOR SEVAN tiene el compromiso desde hace más de 20 años de informar para la paz y cuenta con vos para renovarlo cada día.

Unite a NOR SEVAN