Repudio a la ocupación y agresión sionista y condena al Estado de Israel

Declaración de la Unión Cultural Armenia y la JUCA ante las agresiones desatadas por el Estado genocida israelí contra el pueblo palestino.


Comunicado de la Unión Cultural Armenia y su Juventud:


La ocupación de Palestina continúa, al igual que la limpieza étnica y la usurpación de nuevos territorios. Los crímenes no cesan, los bombardeos y la represión tampoco. El muro de la vergüenza divide el orgullo y la resistencia palestina, de la soberbia y el fascismo del Estado sionista.


Disfrazada de democracia, la dictadura de ocupación liderada por el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu avasalla todos los derechos del pueblo palestino, ante la complicidad manifiesta de una parte importante de las naciones del planeta y la indiferencia de un sector de la humanidad.


Utilizando todo tipo de argumentos, que son difundidos y repetidos hasta el cansancio por los medios masivos de comunicación de los grupos internacionales del poder militar-financiero-económico-industrial en manos de la triple alianza conformada por Europa-Estados Unidos-Israel, los sucesivos gobiernos sionistas siguen con su plan primario, que incluye la matanza sistemática del pueblo palestino en sus históricos territorios o su deportación masiva.


A diario nos enteramos de los crímenes y los atropellos ejecutados contra los palestinos por el ejército de ocupación israelí. A veces, los muertos y heridos en vez de ser uno o dos por día se transforman en decenas y cientos. Es ahí cuando la comunidad internacional intenta levantar su voz enojada y le llama la atención al gobierno de Netanyahu, que continúa con la misma política criminal como si nada pasara.


Israel no sólo asesina palestinos para hacer realidad su proyecto sionista, sino que cumple fielmente con sus funciones de representante del imperialismo norteamericano en esa región del planeta, desestabilizando gobiernos, asesinando funcionarios de otros Estados y financiando a organizaciones terroristas. También, colaboró con las dictaduras militares en América del Sur y apoya a gobiernos fascistas como el de Colombia, el de Bolsonaro en Brasil o el de la golpista Añez en Bolivia.


Hace meses atrás, el pueblo armenio sufrió en carne propia “la coherencia criminal israelí”, cuando las armas fabricadas en ese país se convirtieron en responsables de la muerte de miles de jóvenes armenios en Artsaj, como producto de ser el Estado sionista el principal proveedor militar de Azerbaiyán. Esta vez, las armas de guerra que matan palestinos desde siempre, también mataron armenios.


Desde la Unión Cultural Armenia y su Juventud expresamos nuestra inquebrantable solidaridad con el pueblo palestino en lucha y con sus autoridades, condenamos una vez más el accionar criminal del gobierno liderado por Netanyahu, y llamamos a nuestra colectividad, a la sociedad argentina, a las autoridades del país y a la comunidad internacional, a no asumir como propia la teoría de los dos demonios, y condenar y castigar al Estado de Israel por violar sistemáticamente los derechos humanos, avasallar los históricos y legítimos derechos del pueblo palestino e incumplir las obligaciones asumidas ante las Naciones Unidas.


Unión Cultural Armenia y Juventud de la Unión Cultural Armenia

Ciudad de Buenos Aires, 12 de mayo de 2021

SUMATE A NUESTRO CANAL DE TELEGRAM

RECIBÍ EL NEWSLETTER

Te escribimos correos una vez por semana para informarte sobre las noticias de la comunidad, Armenia

y el Cáucaso con contexto y análisis.

eNTRADAS MÁS RECIENTES

Si llegaste hasta acá...

Es porque te interesa la información con análisis y contexto. NOR SEVAN tiene el compromiso desde hace más de 20 años de informar para la paz y cuenta con vos para renovarlo cada día.

Unite a NOR SEVAN